Antidoping esparció su luz por todo el Pabellón Cuervo

Por: Zayuri Vargas
Fotografías: Martín  Zenteno

Verde, amarillo y rojo, fueron los colores que iluminaron al Pabellón Cuervo durante el pasado sábado 15 de julio. ¿Y cómo no lo iban a hacer? Si aquel día se armó la mega fiesta para celebrar los 25 años de resistencia de Antidoping, unos de los grupos pioneros del reggae en México. Y justamente para no faltar a esta fecha importante, Ganja y Alika también formaron parte del festejo como invitados especiales.

Desde las 17:00hrs, el público se mostró ansioso por ver el show de Ganja y de esta manera poder empezar a ‘quemar’ energías para después poder recibir bien puestos a los protagonistas de la velada. Después de la espera y del ánimo entre el público, por fin dieron las 18:50hrs, y la agrupación creada en 1995 estuvo lista para hacer bailar a toda la ‘banda’ presente y así fue, y en modo de respuesta, el escenario se ambientó con ese olor singular de la felicidad -ustedes ya conocen ese olor, sí, el que te hace volar- haciendo honores a nuestros músicos presentes.

El público le exigió los clásicos a los señores de Ganja, pero ellos prefirieron reservarlos para el final. Y de hecho, estos músicos nos prepararon una gran sorpresa para “Caminando”, esa canción que tanto los representa y que esta vez contó con la participación de Luis Álvarez ‘El Haragán’, y de esta manera cerraron con broche de oro su participación que tuvo hasta “caracolitos volando”.

Sin duda alguna aquel sábado fue especial, pues se sintió esa ‘positive vibration’ de todos los asistentes por ver a la banda anfitriona. Pero de repente llegó el momento más esperado… ¡Antidoping subió al escenario! Los gritos de felicidad no se hicieron esperar y claro, el grupo creado por los hermanos Apodaca demostraron que tiene el poder de -a pesar de ser un género relax– prenderte, relajarte y volverte a poner de modo ‘intenso’ y en un solo segundo. Simplemente todos estábamos listos para conectar la mente con la música del corazón.

Y así fue que, durante más de dos horas, la emoción y el reggae nos hicieron mover casi igual que al ritmo y movimiento de caderas de Pepe Grela, quién fue exigido por todo el público y quién después de tocar el saxófon acompañó con su voz característica todos los temas clásicos que los fans querían escuchar.

Hubo un momento de pausa en el que el ambiente se relajó y se despidieron anunciando su cierre, sin embargo y obviamente, el público pidió más y empezó a oírse el clásico ‘otra, otra”. Por eso, esta emblemática banda con más de 10 integrantes regresó y con más energía, pues se notó que querían cerrar con todas las energías y dejarnos con el mejor sabor de boca e indudablemente “Lola” lo logró, ya que en dicha canción todos bailamos y aceptamos la despedida al ritmo y energía de este combo originario de Coyoacán.

Y para no parar con la emoción, Alika se hizo presente para terminar la velada con ‘la realidad del roots, la amabilidad del reggae, la fuerza del dancehall y la sinceridad del hip-hop‘; así como se describe esta artista sudamericana representante de las carencias del pueblo.

Así fue cómo se vivió la magia del reggae latinoamericano y de los 25 años de resistencia de uno de los máximos representantes de este género en nuestro país. Y obviamente estamos ansiosos por celebrar muchos años más. Good vibes

Ganja:

Los Parientes:

 

Antidoping:

Alika:

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*